The Supremes – Baby Love

(…) 

Otro mojito y un margarita más tarde era Cornelia quien estaba sobre el escenario. No recordaba cómo había logrado subir los escalones. Eran sólo cinco pero le habían parecido muy empinados. La luz la deslumbraba y anticipaba la fotofobia de la resaca que la aguardaría inexorablemente al día siguiente. Cogió el micro con la izquierda cuando ya sonaban los primeros acordes de la canción que había pedido: Baby Love, de The Supremes.

—Dale, rubia —le llegó desde el público.

Desgraciadamente no quedaron testimonios de su actuación, que fue, en palabras de Elin, memorable.

(…)

RIBAS, Rosa. En caída libre. Barcelona : Viceversa, 2011

Anuncios